lunes, julio 09, 2018

JORNADAS 3 Y 4 DE JULIO 2018 AYUNTAMIENTO DE MADRID: ESTRATEGIA DE RESIDUOS 2018-2022


Tras el anuncio del Ayuntamiento de Madrid de su Estrategia de Prevención y Gestión de Residuos 2018-2022, que incluye la elaboración de un plan de cierre de la Incineradora, se han llevado a cabo unas jornadas sobre dicha estrategia.

De las Jornadas de 3 y 4 de julio 2018 del Ayuntamiento de Madrid ofrecemos el Programa y las Grabaciones de las mismas. En ellas indicamos cuando comienzan las intervenciones de las representantes de las organizaciones miembros de la Alianza Incineradora de Valdemingómez No.







1ª Mesa redonda, mañana de 03/07/18.Las administraciones y la ciudadanía hacia la economia circular. Jesús Pérez (1ª intervención minuto 1: 02:18) 







Mesa redonda, tarde de 03/07/18. La separación de residuos de la ciudadanía y las empresas.  Alodia P (1ª intervención minuto 41:30).




Mesa redonda, mañana de 04/07/18. Dedicada al futuro del PT de Valdemingómez. Intervienen Lucila Sánchez (1ª intervención minuto 35:25), Enrique Villalobos (1ª intervención minuto 39:40) y Javier Navascués (1ª intervención minuto 45:40)

Texto del informe completo de la Estrategia de
Prevención y Gestión de Residuos 2018-2022 del Ayuntamiento de Madrid.

Saludos,


Rivas Aire Limpio
9 de julio de 2018


viernes, junio 29, 2018

PLAN DE CIERRE DE LA INCINERADORA DE VALDEMINGÓMEZ


Comunicado de prensa

LA ALIANZA CONTRA LA INCINERADORA DE VALDEMINGÓMEZ FELICITA AL MUNICIPIO DE MADRID POR EL ANUNCIO DE CIERRE DE LA INSTALACIÓN


  • El movimiento ecologista y vecinal de Madrid ha sido clave para lograr el cierre
  • Las emisiones contaminantes de la incineradora han afectado a más de un millón de personas
  • El pasado martes la Alianza entregó al Ayuntamiento de Madrid 24.400 firmas que pedían el cierre de la incineradora

El Ayuntamiento de Madrid ha anunciado hoy el cierre de la incineradora de Valdemingómez para 2025. Los 45 colectivos que integran la “Alianza Incineradora de Valdemingómez No” felicitan a la ciudadanía de Madrid por este logro, ya que ha sido el movimiento vecinal y ecologista quien tras décadas de lucha lo ha conseguido. Para los colectivos vecinales y ecologistas es un paso importante aunque hubiera sido mejor llevar a cabo el cierre definitivo más cerca de 2020.

La estrategia de residuos presentada se basa en la reducción de residuos generados en la ciudad de Madrid, e incluye la puesta en marcha en 2020, fecha en la que finaliza el contrato de explotación de la incineradora, de un plan de cierre de la instalación. Este plan supone la reducción de la incineración al 50% en 2022, y su cierre definitivo en 2025.

La “Alianza Incineradora de Valdemingomez No” valora positivamente la valentía de la ciudad de Madrid al tomar esta decisión que ayudará a mejorar la calidad de vida de las personas madrileñas y de las de los municipios cercanos a la incineradora, que ya se habían posicionado a favor de su cierre.

Desde su puesta en marcha, hace 23 años, la incineradora de Valdemingómez ha quemado 300.000 toneladas al año de residuos urbanos, procedentes de la capital. En el proceso de quema se emiten decenas de sustancias nocivas y peligrosas, como las dioxinas y los furanos, elementos de los que no existen límites seguros de exposición para la población.

Como se ha demostrado, la quema de residuos no ha solucionado en absoluto el problema de los residuos en la ciudad de Madrid. Todo lo contrario, ha perpetuado un modelo de gestión caro, contaminante y muy peligroso para la salud de un millón de personas que viven en los alrededores de esta instalación.

La preocupación vecinal por la incineración se ha visto plasmada en múltiples ocasiones y actos. Los últimos han tenido lugar el pasado mes de febrero con una masiva manifestación por las calles de Villa de Vallecas o el pasado martes con la entrega de 24.400 firmas que pedían el cierre definitivo de la incineradora.

El anuncio de hoy de la corporación municipal avanza en el buen camino hacia una ciudad residuo cero, con medidas adecuadas y reclamadas desde hace tiempo, como la separación en origen de la fracción orgánica de los residuos o el textil.

La Alianza espera que el plan establecido sea lo suficientemente sólido y vinculante como para que se cumpla efectivamente, y el cierre de la incineradora sea una realidad en 2025.




Miembros de la Alianza Incineradora de Valdemingómez No:

  1. Greenpeace
  2. Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid
  3. Asociación Vecinal PAU del Ensanche de Vallecas
  4. Afectadas por la Incineradora de Valdemingómez firmantes de la denuncia penal de 2015
  5. Plataforma Aire limpio – Residuos Cero Madrid
  6. Rivas Aire Limpio
  7. Amigos de la Tierra
  8. Centro de Asesoría y Estudios Sociales (CAES)
  9. La Garbancita Ecológica
  10. Ecologistas en Acción Madrid
  11. Asociación Vecinal de Valdebernardo AFUVEVA
  12. Asociación Vecinal de Santa Eugenia La Colmena
  13. AMPA Juan Gris - Villa de Vallecas
  14. AMPA Ciudad de Valencia - Villa de Vallecas
  15. Plataforma Sanidad Vallecas
  16. AMPA IES - Villa de Vallecas
  17. AMPA Quijote - Villa de Vallecas
  18. AMPA Blas de Otero - Villa de Vallecas
  19. CAS- Madrid
  20. UGT- Madrid
  21. AMPA Loyola de Palacio - Villa de Vallecas
  22. AMPA Agustín Rodríguez Sahagún - Villa de Vallecas
  23. AMPA Torrevilano - Villa de Vallecas
  24. AMPA IES María Rodrigo - Villa de Vallecas
  25. FAPA Giner de los Ríos
  26. GRAMA
  27. Jarama Vivo
  28. Coopera&Composta
  29. Asamblea 15M de Villa de Vallecas
  30. Asociación Vecinal La Unión - Villa de Vallecas
  31. AMPA Jarama – Rivas Vaciamadrid
  32. Asociación Vecinal de Valdebernardo La Concordia
  33. Santa Eugenia se Mueve.
  34. Cooperativa COVIBAR.
  35. Asociación cultural COAC.
  36. Asociación Ecologista del Jarama "El Soto".
  37. AMPA del colegio Gredos San Diego las Suertes - Ensanche de Vallecas
  38. CCOO de Madrid.
  39. Plataforma No Macrovertedero, Si Residuos 0.
  40. Asamblea Vecinal de Perales del Río-Getafe.
  41. Rivas Contaminación Cero.
  42. AMPA IES Las Lagunas - Rivas Vaciamadrid
  43. AMPA IES Duque de Rivas - Rivas Vaciamadrid
  44. Asociación de personas afectadas por Fibromialgia - Rivas Vaciamadrid
  45. AMPA José del Hierro - Rivas Vaciamadrid

28 de junio de 2018


miércoles, junio 27, 2018

24.000 firmas por el cierre definitivo de la incineradora de Valdemingómez

  • La Alianza “Incineradora Valdemingómez No” registra en el Ayuntamiento de Madrid un primer lote firmas por la clausura de la instalación
  • La ciudadanía reclama que el contrato de gestión de la incineradora no se renueve a su término, en 2020
  • Hace cinco días el pleno del Ayuntamiento de San Fernando aprobó una moción en el mismo sentido, siguiendo la estela de los consistorios de Rivas-Vaciamadrid y Getafe 
 
Cada vez son más las voces que piden la clausura definitiva de una de las instalaciones más peligrosas de la región, la incineradora del Parque Tecnológico de Valdemingómez. Cada vez son más las que reclaman que su contrato de gestión no sea renovado a su término, en 2020. En este marco, a primera hora de la mañana de ayer 26/6/18 varios representantes de la Alianza “Incineradora Valdemingómez No” han registrado en el Ayuntamiento de Madrid 24.398 firmas con esa demanda, un hecho que se produce cinco días después de que el pleno del Ayuntamiento de San Fernando de Henares aprobara un moción en el mismo sentido.

Las adhesiones proceden de dos campañas que, de manera simultánea, los colectivos de la plataforma desarrollan desde hace más de seis meses. La primera se identifica con una petición abierta en el portal Change.org por una vecina de Rivas-Vaciamadrid que a diario sufre las consecuencias sobre su salud de los malos humos de la incineradora y que a fecha 25 de junio de 2018 llevaba recogidos 9.534 apoyos digitales. A estos hay que sumar 5.252 firmas físicas que han sido entregadas esta mañana por los delegados de la Alianza. En total, casi 15.000 firmas dirigidas tanto al presidente regional como a la alcaldesa de la capital que proceden en su mayor parte de ciudadanas y ciudadanos de diferentes municipios Comunidad de Madrid. 



Junto a estas, la Alianza ha registrado esta mañana 4.047 adhesiones físicas de la segunda campaña, una demanda abierta en el portal Decide Madrid que persigue la celebración de una consulta ciudadana vinculante sobre la permanencia de la incineradora. En ella solo pueden participar las personas empadronadas en la capital. A las adhesiones físicas registradas hay que sumar 5.565 apoyos conseguidos a través de la propia web de Decide Madrid. La Alianza tiene hasta el próximo 25 de octubre para conseguir los 27.064 apoyos que son necesarios para que el Consistorio celebre la citada consulta popular. Sin embargo, espera que el Ayuntamiento de Madrid, responsable del complejo de Valdemingómez, escuche el sentir de sus ciudadanos y ciudadanas y anuncie antes un calendario programado para el cierre de la instalación ubicada en Las Lomas, 




“Las firmas que hoy hemos registrado muestran el sentir de nuestros vecinos y vecinas, que no es otro que el rechazo a un método de gestión de residuos obsoleto, poco eficiente y, sobre todo, peligroso para la salud y el medio ambiente. Ya es hora de cerrar esta y todas las incineradoras, como han dejado claro también los ayuntamientos de San Fernando de Henares, Rivas-Vaciamadrid y Getafe, estos dos últimos, muy afectados por las emisiones de la incineradora debido a su proximidad”, ha indicado a las puertas del Palacio de La Cibeles Jesús Pérez, miembro de Ecologistas en Acción y uno de los portavoces de la Alianza Incineradora Valdemingómez No. El pasado jueves, todos los grupos políticos del Ayuntamiento de San Fernando excepto el PP votaron a favor de una moción que solicita la clausura de la instalación y la realización de un estudio epidemiológico de las poblaciones afectadas por sus emisiones. Las mismas demandas que, en mociones similares, aprobaron el 31 de mayo el Consistorio de Rivas y el 16 de marzo el de Getafe

“No es de recibo que en pleno siglo XXI un ayuntamiento que además hace gala de sus políticas medioambientales mantenga una instalación cuyos humos contaminantes afectan a 713.000 personas, que son las que viven en un radio de 10 kilómetros a la planta” ha indicado otro portavoz de la Alianza, Javier Navascués, del colectivo Rivas Aire Limpio. Unos humos que “incrementan el riesgo de contraer diversos tipos de cáncer (de pleura, vesícula, estómago o páncreas) y enfermedades graves (como el linfoma no Hondgkin o malformaciones en recién nacidos). Hay que dejar atrás la incineración y avanzar hacia una auténtica estrategia de residuos cero”, ha reclamado finalmente Quique Villalobos, presidente de la Federación Regional de Asociaciones Vecinales de Madrid (FRAVM), entidad que también forma parte de la red ciudadana.

La entrega de firmas de hoy coincide con la llegada a los buzones de 15.000 viviendas del Ensanche de Vallecas, las ubicadas en el código postal 28051, de un tríptico informativo sobre los efectos de las emisiones de la incineradora de Valdemingómez que ha publicado la Asociación Vecinal PAU del Ensanche de Vallecas, otro de los grupos que forman parte de la Alianza.

El pasado 3 de febrero, siguiendo el llamamiento de esta red conformada por colectivos vecinales, ecologistas, sindicatos, plataformas en defensa de la salud, AMPAs y otros grupos como Rivas Aire Limpio y la cooperativa de vivienda COVIBAR, miles de personas se manifestaron por el cierre de la instalación en Villa de Vallecas, uno de los distritos capitalinos más afectados por las emisiones de la planta y lugar donde se ubica el citado ensanche vallecano.





martes, junio 19, 2018

El Consejo de Participación de Medioambiente de Rivas trató de la Incineradora de Valdemingómez y de la planta de Ecohispánica.


NOTA DE PRENSA

Manifestación 3 de feb 2018. Cierre incineradora. Vallecas Villa

El 14 de junio se celebró un Consejo de medioambiente. Se convocó como consecuencia de un escrito de Rivas Aire Limpio, una reiteración y recurso de reposición remitidos al Ayuntamiento, desde noviembre de 2017 y el acuerdo del anterior Consejo de Medioambiente.

Estuvieron presentes por parte del gobierno municipal José María Álvarez, Concejal de Medioambiente y Sira Rego, Consejera Delegada de Rivamadrid.

Sobre la Incineradora, Javier Navascués en representación de Rivas Aire Limpio y de la Alianza Incineradora de Valdemingómez No, planteó:
  • Que se alegraba de la moción, aprobada en el pleno municipal por unanimidad, que, como la Alianza, defendía un plan de cierre para la incineradora y la no renovación del convenio con Urbaser, que vence en 2020. Que esta moción comprometía al gobierno municipal a tomar una intervención activa para que se llevaran acabo sus objetivos. Como modelo a seguir para ello se puso la actividad de la corporación en el tema del nuevo acceso a la M50, pues “Rivas merece el cierre de la Incineradora”.
  • Que había que asegurar que los residuos que ahora se llevan de Rivas a Valdemingómez no se incineren, pues en la planta de las Dehesas donde se vierte, una parte pequeña, pero significativa, acaba en la incineradora.
  • Que el Ayuntamiento de Rivas debería participar en el estudio epidemiológico y la auditoria ambiental, que están realizando el Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid. En particular exigiendo nuevas y mas exigentes mediciones de las emisiones contaminantes, que las actuales no nos ofrecen garantías.
  • Que la mejor forma de luchar contra las incineradoras y vertederos es promover tratamientos de residuos con la orientación Residuos Cero. Que se había desaprovechado esta legislatura municipal en Rivas para avanzar en ese terreno y que por ello habíamos puesto en marcha la iniciativa social autogestionada “Rivas Composta”, para el aprovechamiento de los residuos compostables, mediante la instalación de compostadoras comunitarias en diversas urbanizaciones de Rivas. Para lo que se pedía algún apoyo municipal.
  • Que para tratar de todo ello había solicitado la Alianza una entrevista con el Alcalde y el concejal de medioambiente, de la que no teníamos respuesta.
La representación del gobierno municipal afirmó su rechazo a la incineradora y su voluntad de cumplir con el mandato del pleno municipal. Sin embargo cuando se trató de responder a los requerimientos concretos, la disposición no fue tan favorable. Sobre la Campaña “Rivas merece el cierre de la Incineradora”, hicieron muchos comentarios evasivos, como el de que en el caso de la M50 hay una organización social que había impulsado el tema y que en las encuestas municipales los residuos no aparecen como un tema de preocupación importante de la población y la M50 si. Al parecer en la encuesta citada no había ninguna pregunta especifica referida a la incineradora. Que para llevar los residuos a Valdemingómez, se estaba pagando una tasa especial para no incineración y que ellos no eran quienes para poner en duda la credibilidad de lo que afirmaban los gestores de Valdemingómez. ¡Curiosamente la tasa especial no era mas gravosa para el Ayuntamiento de Rivas, sino mas económica!. Sobre el Estudio epidemiológico y la Auditoría dijeron que se pondrían a ello, pero revelaron que no habían actuado todavía para exigir colaborar en dicho estudio, tal como la PNL de la Asamblea de Madrid estableció en octubre de 2017. Sobre los tratamientos alternativos a los actuales, dijeron que estaban haciendo un estudio para avanzar hacia Residuos Cero, pero que esto ya sería para la próxima legislatura y que de todas formas estaba muy difícil, pues la construcción de compostadoras centralizadas de restos alimenticios, podría suponer unos costes inasumibles para el Ayuntamiento. En relación con las ayudas a “Rivas Composta”, Álvarez dijo que no se disponía de fondos para las compostadoras comunitarias aunque se estaban buscando y Rego puso en duda la capacidad de que se realizara adecuadamente el compostaje autoorganizado. Por último el concejal dijo que el Alcalde tenía una agenda muy ocupada, pero que él estaba dispuesto a recibirnos cuando queramos.

Sobre la planta de Ecohispánica, Javier Navascués en representación de Rivas Aire Limpio planteó:
  • Que la planta de Ecohispánica, ha sido objeto de seguimiento del Consejo desde el año 2011, cuando se aprobó la creación de la Comisión Técnica de evaluación de la planta, que tenía en su mandato la evaluación del destino final de todos los productos de la planta. Que desde el año 2015 no se ha tratado este tema en el Consejo y en el segundo semestre del año 2017 se produjeron dos novedades que dieron lugar a los escritos que se citan al comienzo de esta nota y que justifican que el Consejo vuelva a intervenir en el tema. El conocimiento del proyecto de Temuco (Chile) y la renovación del convenio de colaboración de Rivamadrid con Ecohispánica
  • Que el proyecto aprobado por la municipalidad de Temuco, incorpora la tecnología “Waste Cleaner” de Ecohispánica en una instalación que acaba incinerando sus productos combustibles (materia orgánica estabilizada, plásticos...), junto con otros residuos, como neumáticos fuera de uso, para la producción de electricidad. Esta aplicación de los productos de la planta no fue considerada en el informe final de la Comisión técnica de evaluación de la planta, razón por la cual las organizaciones ecologistas participantes no firmaron dicho informe final.
  • Se añade la circunstancia de que en enero de 2015 una delegación de autoridades de la municipalidad de Temuco, de la región de Araucanía y un particular (que luego fué director de la empresa privada que presentó el proyecto), visitó las instalaciones de Rivamadrid, donde se encuentra la planta experimental. En esa visita los responsables municipales de Rivas presentaron el proyecto como una alternativa a las incineradoras y vertederos.
  • Por esta razón Rivas Aire limpio, planteó al Consejo que exija al gobierno municipal una declaración de rechazo a esta aplicación de la tecnología de Ecohispánica, para reparar el daño causado por la información engañosa, pues si no deseamos la incineración en nuestro entorno, tampoco la queremos para las poblaciones chilenas.
  • Además hay que tener en cuenta que: hace mas de siete años que se están intentando encontrar aplicaciones a la tecnología de Ecohispánica distintas a la incineración; que ya se descartó usarla en Rivas, por que es contradictoria con las normas de la Unión europea; y que la única experiencia en la que se está intentado aplicar con suficiente viabilidad es la de Temuco. Consideramos por ello que es el momento de decidir que éste es un proyecto fallido, al que no se deben dedicar mas tiempo, ni recursos. Por ello proponemos la cancelación del convenio de colaboración de Rivamadrid Ecohispánica, por rechazo a las consecuencias medioambientales de su utilización.
  • En relación con el convenio recordamos que estamos pendientes de recibir copia del último convenio de colaboración de Rivamadrid Ecohispánica y de los anteriores.
La Consejera de Rivamadrid, informó de que nos haría llegar el Convenio. Luego mostró su extrañeza por que quisiéramos debatir sobre el proyecto chileno. Que no había razones para hacerlo. Que ella conocía las condiciones en que está el vertedero de Temuco y defendía el derecho de sus autoridades a defender la mejor forma de tratar sus residuos. Que no se sentía responsable de lo que la empresa privada [Ecohispánica] hiciera. Y que Rivamadrid tenía derecho a recuperar lo que había invertido, por ejemplo con el cobro del alquiler de la nave en que se encuentra la planta experimental. El concejal de medioambiente se manifestó, a requerimiento del portavoz de Rivas Aire Limpio y dijo que creía que era la consejera de Rivamadrid la que debía opinar sobre el tema, aunque su opinión sobre la planta no era buena.

Desde Rivas Aire Limpio insistimos, Rivamadrid puede verse obligada por el convenio (que no debió renovarse hace menos de medio año) a colaborar con Ecohispánica, pero es al Ayuntamiento al que le exigimos que rechace la aplicación de la tecnología de Ecohispánica para alimentar una incineradora y que cancele el convenio con Ecohispánica. No le decimos al pueblo chileno ni a sus autoridades lo que deben hacer, sino que el Ayuntamiento de Rivas les diga que no aprueba que la planta se use para alimentar incineradoras y que reconozca que tiene alguna responsabilidad al haberles presentado esta tecnología como alternativa a la incineración.

RIVAS AIRE LIMPIO 
 
19 enero 2015. Delegación chilena visita la planta de reciclado de residuos de Rivas. Imagenes rivasaldia.tv

En Rivas Vaciamadrid, a 19 de junio de 2018

jueves, diciembre 14, 2017

Comunicado de Rivas Aire Limpio sobre la planta de residuos de Rivas



Los grupos municipales Somos Rivas y Rivas Puede, que forman parte del Gobierno municipal, sacaron un comunicado que respondía a otro en el que intervenimos, que dice:

“Ni el Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid ni su empresa municipal de servicios Rivamadrid –de capital 100% público municipal- están exportando nada ni participan de la implantación de ningún proyecto en Chile ni en ningún otro sitio vinculado al tratamiento para la incineración de residuos”.

Y continúan:

“La actividad que, al margen de ese proyecto de I+D+i, realice la empresa privada [Ecohispánica] no puede atribuirse como responsabilidad del Ayuntamiento de Rivas ni de Rivamadrid puesto que estos no participan en modo alguno de la implantación o comercialización mencionadas”.

Esas afirmaciones de desvinculación del Ayuntamiento y de Rivamadrid del proyecto chileno no son ciertas, dado que el 19 de enero de 2015, una delegación de autoridades chilenas de la ciudad de Temuco y la región de Araucanía visitó la planta y a ellas le presentaron el proyecto de la planta el director de Rivamadrid D. José Gómez y estuvo presente Dña. Ana Reboiro concejala del Ayuntamiento de Rivas, como atestigua el vídeo publicado por Rivas al Día TV. 

Hay que añadir que con esa delegación vino un empresario, que no es autoridad ni empleado público, el Sr. Robert Wörner Muxica. En abril 2015 se funda la empresa WTE Araucanía, de la que es accionista y director el Sr Wörner. En septiembre 2015 se aprueban las bases de la licitación del proyecto por parte del Ayuntamiento de Temuco. En abril 2016 se adjudica a WTE Araucanía el proyecto, que actualmente está en proceso de autorización ambiental.

Aquella presentación fue pues el impulso imprescindible de una actividad comercial del Ayuntamiento a través de Rivamadrid, que ha tenido su continuidad en Chile y que si concluye en una implantación allí del modelo de planta experimentada en Rivas, dará lugar a que Rivamadrid reciba un 35% de los beneficios obtenidos por Ecohispánica, en dicha operación. Tal como se recoge en el Convenio entre Rivamadrid y Ecohispánica según la memoria de 2013 de Rivamadrid.

Por lo tanto, insistimos, no es cierto que el Ayuntamiento no tenga nada que ver con el proyecto chileno.

Eso si, no se puede afirmar que Rivamadrid haya estado detrás de la forma en que la planta de esterilización ha encontrado utilidad, como alimentadora de una incineradora. Los grupos municipales rechazan la incineración y el propio Sr. Gómez en el vídeo de la visita afirmó que la planta era una alternativa a las incineradoras y los vertederos.

Sin embargo si los grupos del Gobierno municipal se limitan a desvincularse de lo que haga Ecohispánica (y esperan cobrar los beneficios de su actividad) sin denunciar lo que sería una aplicación rechazada por el Ayuntamiento: el uso de la planta como alimentadora de incineradoras de residuos urbanos, sería un acto de hipocresía institucional, con consecuencias graves para las relaciones de Rivas con los pueblos hermanos de Chile.

Por ello proponemos que los grupos del gobierno municipal hagan una declaración institucional de rechazo al proyecto de WTE Araucanía, por la utilización de la planta de esterilización de residuos como alimentadora de incineradoras y que se lo hagan saber a las autoridades y poblaciones chilenas afectadas.

Sólo en ese caso serán admisibles para nosotros las declaraciones de no responsabilidad y de rechazo a la incineración que hacen los grupos municipales de Somos Rivas y Rivas puede.

En Rivas Vaciamadrid, a 9 de diciembre de 2017

Rivas Aire Limpio 



jueves, noviembre 02, 2017

¿RIVAS EXPORTARÁ LA PLANTA DE RESIDUOS PARA ALIMENTAR UNA INCINERADORA EN CHILE?



Se está estudiando instalar una planta de esterilización de residuos idéntica a la puesta en marcha por el Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid, a través de un convenio de colaboración de la empresa municipal Rivamadrid con la privada Ecohispánica, para alimentar a una incineradora en Temuco (Chile)

El proyecto chileno consiste en una planta de esterilización de residuos municipales, tal como la que existe en Rivas, de la que se obtendrán residuos higienizados: restos alimenticios, papel, textil y plásticos, y que se tratarán en otra planta que produce gas de síntesis, una vez que los residuos han reducido su humedad.

Los gases de síntesis se producen a partir de una combustión lenta (con poco oxigeno, y a temperaturas de 900ºC) de los residuos provenientes de la planta de higienización, unidos a neumáticos usados triturados y restos de podas. Los gases obtenidos se queman para producir vapor de agua, que alimenta un generador eléctrico. Este tipo de plantas son consideradas legalmente como incineradoras de residuos.

El proyecto lo presenta una empresa local WTE Araucania, sin duda relacionada con Ecohispánica, que utiliza explícitamente la experimentación de la planta de Rivas Vaciamadrid en su solicitud de autorización ambiental.

El convenio de colaboración entre la Empresa Municipal de Servicios de Rivas, Rivamadrid y Ecohispánica, venció en mayo pero podría renovarse en cualquier momento. Por los antecedentes anteriormente descritos las organizaciones firmantes de esta nota exigimos que no se renueve, y que el Ayuntamiento de Rivas se desvincule de la planta como alimentadora de incineradoras, tal y como se ha alertado por las organizaciones ecologistas desde los inicios de la colaboración.

Tras convocar las organizaciones ecologistas a los concejales de Rivas Vaciamadrid a esta rueda de prensa sobre las relaciones del Ayuntamiento con Ecohispánica, los grupos que forman parte del gobierno municipal no asisten, pero sacan una nota de prensa en la que, entre otras cosas, rechazan la incineración como solución, e informan de que van a organizar un debate público para decidir en los próximos meses sobre el uso o no de la tecnología de Ecohispánica. El rechazo de la incineración debería incluir al proyecto de Chile y el plazo para la decisión debería ser de menos de seis meses, sin embargo nos parece un avance. Creemos que ya es hora de que se tome una decisión definitiva sobre la planta, volvemos a ofrecer nuestra participación en ese debate y adelantamos desde ahora mismo lo fundamental de nuestra posición:

La planta de esterilización de residuos se planteó hace más de 7 años por Ecohispánica, y los sucesivos gobiernos municipales de Rivas han estado colaborando en la experimentación de la misma. En ello se han comprometido muchos medios económicos y humanos y parte del prestigio ambiental de la ciudad. A pesar de que los distintos equipos de gobierno manifestaban su interés en obtener de la planta productos con destinos distintos a la incineración, las organizaciones ecologistas advirtieron desde el inicio que no había muchas más alternativas. Ahora se ha mostrado la evidencia de los peores augurios previstos. Los productos de la planta se pretenden usar como combustibles, con las consecuencias de emisiones contaminantes y desaprovechamiento de recursos que la incineración supone.

Por ello el Ayuntamiento de Rivas debe rechazar la renovación del convenio entre Rivamadrid y Ecohispánica y dar a conocer esa decisión a la población de Temuco (Chile). Mientras no haga esto y no desmonte la planta de Ecohispánica de la nave de Rivamadrid, toda pretensión de desvincularse de las decisiones de Ecohispánica son puro humo. El año 2013 el Ayuntamiento rechazó instalar esta planta en Rivas para tratar sus residuos, y por coherencia tampoco se debería promover su instalación en ningún otro sitio, con menor sentido unida a incineradoras y utilizando el nombre de Rivas.

El Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid y su población debería continuar en su lucha por el cierre de la incineradora de Valdemingómez y apostar con urgencia por la estrategia Residuo Cero: reducir los residuos y recoger separadamente la materia orgánica de los residuos para aprovecharla como compost y a la vez facilitar el reciclaje del resto de materiales.

De esta forma Rivas Vaciamadrid continuaría la senda pionera que abrió hace muchos años, promoviendo el compostaje doméstico y que unos 1000 hogares de Rivas continúan realizando desde entonces. Y debería ampliarlo al compostaje comunitario en huertos y jardines comunes, además del agrocompostaje en las fincas de agricultura ecológica, existentes en el término municipal.

Firman:

  • Aire Limpio Residuos Cero-Madrid.
  • Amigos de la Tierra.
  • Ecologistas en Acción.
  • Geenpeace.
  • No Macrovertedero. Si Residuos Cero.
  • Rivas Aire Limpio.
Rivas Vaciamadrid, a 2 de noviembre de 2017. 

Video completo de la conferencia de prensa Aqui



miércoles, mayo 17, 2017

MANIFIESTO ALIANZA "INCINERADORA DE VALDEMINGÓMEZ NO"



LA INCINERADORA DE VALDEMINGÓMEZ NO PUEDE SEGUIR TREINTA AÑOS MAS


En el año 2020 vence el actual contrato, entre el Ayuntamiento de Madrid y la empresa Urbaser, para la gestión de la planta de Las Lomas en Valdemingómez, donde se encuentra la Incineradora.

El Ayuntamiento está elaborando un plan de residuos para los próximos diez años. Ello en el marco de las obligaciones establecidas en la Unión Europea y la Comunidad de Madrid. Este es el momento de exigir la puesta en marcha de un plan de residuos que haga innecesaria la planta de incineración. En caso de mantenerse la incineradora podría suponer la renovación del contrato, por otros 25 años más.

La incineración de residuos, incluso cuando es para su valorización energética, supone el desperdicio de ingentes cantidades de materiales aprovechables. La incineradora el año 2015 quemó 258.605 Tm de residuos. De ellos aproximadamente un 32,6% era papel impreso, un 24,5% materia orgánica compostable1, un 16,7% materiales plásticos, un 5,8% materiales textiles y un 4,8% madera (datos del año 2006 contenidos en la solicitud de Autorización Ambiental Integrada concedida el 27 de agosto de 2008). Si se separan convenientemente en su proceso de recogida, estos materiales tienen otros aprovechamientos. La energía eléctrica producida no compensa la energía necesaria para producir los materiales destruidos.

La incineración produce emisiones contaminantes a la atmósfera y residuos peligrosos que hay que llevar a vertederos especiales. Estas emisiones aumentan el riesgo de contraer graves enfermedades en la población de los alrededores, además de contaminar los suelos que, arrastrados por las lluvias a los ríos llegan a los cultivos, afectando a poblaciones más lejanas.

Los defensores de este método de tratamiento de residuos, aseguran que las emisiones de las modernas incineradoras emiten cantidades insignificantes de contaminantes. Lo mismo dijeron de las grandes instalaciones industriales: siderúrgicas, plantas químicas etc. Pero todas han acabado retirándose hacia zonas menos pobladas por su peligrosidad. Numerosos estudios científicos sobre la contaminación industrial motivaron esta retirada. La incineradora de Valdemingómez es casi la única gran instalación industrial próxima a Madrid y a otras grandes ciudades como Getafe y Rivas.

Los estudios sobre las incineradoras son más escasos, quizás porque los deben pagar las mismas administraciones que las promueven. Sin embargo, un estudio del año 2012 del Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III, concluyó que "existe un incremento significativo del riesgo de muerte por cáncer en las localidades próximas a incineradoras e instalaciones para la recuperación o eliminación de residuos peligrosos”.

Los datos oficiales sobre las emisiones contaminantes de la Incineradora de Valdemingómez, aseguran respetar los límites legales establecidos. Sin embargo, refiriéndonos sólo a enfermedades graves, como los distintos tipos de cáncer, nos encontramos con que sustancias calificadas como cancerígenas por la OMS – Dioxinas y Furanos2, Benceno y metales pesados (Arsénico, Cadmio, Cobalto, Cromo, Manganeso, Níquel y Plomo)- se controlan solamente unas pocas horas cada tres meses, en cada uno de los tres hornos de que consta la instalación. Estas mediciones, que se hacen con aviso previo y sin control simultáneo de todos los hornos, pueden ser fácilmente modificadas reduciendo los residuos a incinerar en el horno controlado, pues los otros dos hornos no lo están en ese momento.

Pero hay más razones para dudar de las mediciones de las emisiones contaminantes:

  • El Consejo Superior de Investigaciones Científicas de Madrid llevó a cabo investigaciones sobre la contaminación de la incineradora de Valdemingómez, entre 1997 y 2000, que revelaron significativos niveles de envenenamiento de aves por metales pesados.
  • En el año 2004 la Fiscalía de Medioambiente de Madrid puso una denuncia3, tras mediciones realizadas en los años 2000 y 2001 por la Comunidad de Madrid sobre las emisiones de la incineradora, que revelaban un incremento considerable de las emisiones de dioxinas y furanos, muy por encima de los límites legales. En este proceso judicial el Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA), de la Guardia Civil, elaboró a petición de la Fiscalía, un detallado informe sobre las deficiencias en el funcionamiento de la incineradora. No obstante se dictó el sobreseimiento provisional de la denuncia.
  • En noviembre de 2015, treinta y seis vecinos de Rivas Vaciamadrid, que vivían y/o trabajaban a menos de 5 Km de la incineradora considerando que sus graves enfermedades, o las de sus familiares fallecidos, pudieron haberse visto afectadas por esa proximidad presentaron por esta razón una denuncia penal contra el Director General de Evaluación Ambiental de la Comunidad de Madrid, que el año 2008 había concedido una nueva Autorización Ambiental a la Incineradora. Dicha denuncia fue admitida a trámite y, recientemente objeto de archivo provisional, por no considerar el juzgado que se trate de un delito de prevaricación. No obstante la resolución deja a salvo el derecho que pudiera asistir a los perjudicados para otras posibles reclamaciones. El archivo ha sido recurrido por los denunciantes, pues la autoridad que concedió la Autorización Ambiental estaba obligada a realizar una Evaluación Ambiental del conjunto de la instalación y no existe ningún estudio que acredite que dicha evaluación se hiciera.
Por estas razones:
  • Exigiremos ante la Comunidad de Madrid, como ya han hecho: a) las denunciantes anteriores, b) la "Comisión de Salud Comunitaria Barrios en Construcción" del Ensanche de Vallecas, y c) el propio Ayuntamiento de Madrid por unanimidad en su sesión plenaria del 28 de febrero de 2017, que se realice un Estudio Epidemiológico de las poblaciones - particularmente, Madrid, Rivas Vaciamadrid y Getafe- que habitan o trabajan en las proximidades de la incineradora, con objeto de determinar los posibles daños en salud producidos por las emisiones del complejo de Valdemingómez.
  • Apoyaremos las acciones legales en defensa de la Salud Ambiental que emprendan las personas afectadas, o esta Alianza "Incineradora de Valdemingómez NO".
  • Promoveremos la implantación de métodos de tratamiento de residuos que sustituyan a los de incineración y vertedero por otros basados en la reducción de residuos, la reutilización y alargamiento de la vida de los productos y el reciclaje, objetivos contemplados en la legislación española PEMAR, desde hace años. La materia orgánica compostable solo es aprovechable como compost si se recoge separadamente y a la vez facilita el reciclaje del resto de materiales. Por tanto, impulsaremos la recogida separada de la materia orgánica compostable, que no se realiza en casi ningún municipio de la Comunidad de Madrid, incumpliendo la legislación europea.
  • Las anteriores propuestas irán acompañadas de un análisis de las posibilidades de creación de empleo derivada de una adecuada gestión de los residuos y de la repercusión que puedan tener en los trabajadores de la incineradora y de otras actividades relacionadas con ella, exigiendo una transición justa que permita la protección de la salud de todos los ciudadanos, eliminando las repercusiones laborales negativas en los trabajadores.
  •  Exigimos la puesta en marcha de estos planes con la celeridad suficiente para asegurar que no se renueva el contrato del Ayuntamiento de Madrid con la empresa gestora de la incineradora y se cierre ésta antes del vencimiento de dicho contrato.
  • Nos oponemos a la implantación de nuevas incineradoras de residuos, como las que se proponen para Colmenar y Pinto en el actual borrador de Plan de Residuos de la Comunidad de Madrid y exigimos el fin de la incineración de residuos industriales en la cementera de Morata.
Con esta orientación pedimos el apoyo del conjunto de la población madrileña y de organizaciones sociales, como las Asociaciones de Madres y Padres de alumnos, pues las menores por su etapa vital de crecimiento y su mayor actividad al aire libre, son más afectadas por los contaminantes químicos, así como de los profesionales médicos y sanitarios.

Con este apoyo, nos dirigiremos a las fuerzas políticas responsables de poner en marcha las anteriores medidas, para que actúen en consecuencia.

Dirigiremos nuestras principales demandas a las dos principales administraciones involucradas: el Ayuntamiento de Madrid, por su responsabilidad directa en la gestión de residuos y en las plantas de Valdemingómez; y la Comunidad de Madrid por su obligación constitucional de proteger, organizar y tutelar la salud pública a través de medidas preventivas y de las prestaciones y servicios necesarios y controlar el medioambiente. Sin olvidar por supuesto las obligaciones de tipo mas general que competen al Gobierno del Estado en los asuntos de salud y medioambiente.

ALIANZA INCINERADORA DE VALDEMINGÓMEZ NO

Forman parte de la Alianza a fecha 26-12-17:
  • Greenpeace
  • Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid
  • Asociación Vecinal PAU del Ensanche de Vallecas
  • Afectadas por la Incineradora de Valdemingómez firmantes de la denuncia penal de 2015
  • Plataforma Aire limpio – Residuos Cero Madrid
  • Rivas Aire Limpio
  • Amigos de la Tierra
  • Centro de Asesoría y Estudios Sociales (CAES)
  • La Garbancita Ecológica
  • Ecologistas en Acción Madrid
  • Asociación Vecinal de Valdebernardo AFUVEVA
  • Asociación Vecinal de Santa Eugenia La Colmena
  • AMPA Juan Gris - Villa de Vallecas
  • AMPA Ciudad de Valencia - Villa de Vallecas
  • Plataforma Sanidad Vallecas
  • AMPA IES - Villa de Vallecas
  • AMPA Quijote - Villa de Vallecas
  • AMPA Blas de Otero - Villa de Vallecas
  • CAS-Madrid
  • UGT-Madrid
  • AMPA Loyola de Palacio de Villa de Vallecas 
  • AMPA Agustín Rodríguez Sahagún - Villa de Vallecas
  • AMPA Torrevilano - Villa de Vallecas
  • AMPA IES María Rodrigo - Villa de Vallecas
  • FAPA Giner de los Ríos
  • GRAMA
  • Jarama Vivo 
  • Coopera y Composta 
  • Asamblea 15M de Villa de Vallecas 
  • Asociación Vecinal La Unión de Villa de Vallecas
  • AMPA Jarama - Rivas Vaciamadrid 
  • Asociación Vecinal de Valdebernardo La Concordia 
  • Santa Eugenia se Mueve 
  • Cooperativa COVIBAR

NOTAS:

1Cuando en este texto nos referimos a la materia orgánica compostable lo hacemos principalmente a la procedente de los restos alimenticios.

2 Las dioxinas y furanos, compuestos orgánicos persistentes (COP), están consideradas por la OMS, como las sustancias mas peligrosas para la salud de cuantas se producen en el mundo, motivo por el que se estableció el Convenio de Estocolmo que obliga a su inventario, reducción y eliminación, firmado y ratificado por España en 2001.

3 http://elpais.com/diario/2004/07/05/madrid/1089026654_850215.html





Resumen del Manifiesto para imprimir 

jueves, marzo 16, 2017

NOTA DE PRENSA ESTUDIO EPIDEMIOLÓGICO SOBRE EFECTOS A LA SALUD DE LA INCINERADORA DE VALDEMINGÓMEZ



NOTA DE PRENSA

Rivas Aire Limpio y el colectivo de firmantes de la denuncia contra la Incineradora de Valdemingómez reclaman al Ayuntamiento de Madrid la realización de un estudio epidemiológico sobre los efectos a la salud, que dicha incineradora haya podido causar.


El pasado 10 de marzo presentaron un escrito al Ayto de Madrid con copia a la Comunidad de Madrid y los Aytos de Rivas y Getafe con dicha reclamación. Esta reitera la que hicieron en la reunión celebrada el 20 de enero, con la Concejala de Medioambiente de Madrid Inés Sabanés, y se refuerza con la aprobación por unanimidad en el pleno de ese Ayuntamiento del 28 de febrero, de una moción para promover un estudio similar.

Se pide que se tengan en cuenta a todas las personas que residen o trabajan a menos de 6 km de las chimeneas de la incineradora. Por lo tanto afectan a barrios de Madrid, Rivas Vaciamadrid y Getafe. Y que los riesgos para la salud aumentarán con la inclusión de los nuevos desarrollos urbanísticos madrileños en Valdecarros (a menos de 2 Km) y los Berrocales a 4,3 Km.

Que se identifiquen todas las instalaciones vulnerables: centros sanitarios, centros educativos etc. Que se tengan en cuenta el tiempo que las poblaciones llevan viviendo o trabajando en esas áreas, por los efectos de las emisiones bioacumulativas y persistentes.

Que se busque la colaboración de todas las administraciones y organismos interesados: Comunidad Autónoma de Madrid, los Ayuntamiento de Getafe y Rivas Vaciamadrid, los organismos de salud de estas administraciones y el instituto de salud Carlos III.

Que se consideren las enfermedades cancerígenas que puedan causar las emisiones, pero también otras afecciones graves como las respiratorias, las cutáneas, las fibromialgias, los síndromes de sensibilidad química múltiple, así como las que puedan afectar a la reproducción humana, que pueden relacionarse con la contaminación provocada por el Parque. Que no solo se consideren los fallecimientos sino también los casos de enfermedades graves, sin fallecimiento.

Que ofrecen su colaboración, la de las organizaciones ecologistas, de defensa de la salud y piden que se realice un proceso de participación pública en el desarrollo de dicho estudio.
Rivas Vaciamadrid a 16 de marzo de 2017

domingo, febrero 12, 2017

NOTA DE PRENSA: RECURSO AL ARCHIVO DE LA DENUNCIA SOBRE LA INCINERADORA DE VALDEMINGÓMEZ






 
Los firmantes de la denuncia sobre la incineradora de Valdemingómez presentan recurso de apelación contra el archivo de la misma.

Las 36 personas, afectadas por graves enfermedades, posiblemente provocadas por su residencia en las proximidades de la Incineradora de Valdemingómez, han presentado recurso directo de Apelación contra el Archivo Provisional acordado por el juzgado de Instrucción de Madrid nº 49. La denuncia penal, aceptada a tramite por dicho juzgado a principio del año 2016, estaba dirigida contra el Dtor. General de Evaluación Ambiental de la Comunidad de Madrid, que el año 2008 concedió una Autorización Ambiental a la Incineradora de Valdemingómez. 
 
Los motivos del archivo resumidos son: que la exigencia de estudio de impacto ambiental que hacen los denunciantes no viene amparado por la ley, para las instalaciones existentes, pues lo es sólo para los proyectos de instalación; además que el denunciado no hizo mas que aprobar la resolución que le presentaron los técnicos, por lo que no hay prevaricación. 
 
El recurso alega que aunque el procedimiento de Evaluación de Impacto Ambiental esté destinado a proyectos de instalaciones, lo que la denuncia exige es la realización de un estudio de impacto ambiental, previo a la concesión de la Autorización ambiental, no la realización de todo el procedimiento. Que en cualquier caso la legislación obliga para conceder la autorización (a todas las instalaciones, incluidas las existentes) a: que el promotor entregue información suficiente del funcionamiento de la instalación; que informe de los efectos significativos de la emisiones sobre el medioambiente; que se informe de todo ello para la participación pública y que la autoridad ambiental realice una evaluación ambiental del conjunto de la instalación. 
 
Pues bien:
  • Se ha entregado información muy insuficiente y errónea de los residuos que se incineran, ocultando a la información pública la cantidad de gasóleo que se utiliza.
  • No se ha identificado el Benceno como sustancia cancerígena que se emite y se debería considerar si procede establecer valores limite de emisión.
  • Se ha entregado sólo un resumen anual (de un solo año) de las mediciones de las emisiones de contaminantes a la atmósfera. Cuando una parte de los contaminantes se miden en continuo desde el inicio del funcionamiento de la incineradora y otros se miden sólo periódicamente, pero varias veces al año.
  • No se han entregado las mediciones de los contaminantes en la atmósfera realizadas en los alrededores de la Incineradora: dependencias del Ayuntamiento de Madrid en Villa Vallecas; Depuradora EAR Sur Oriental (Rivas Vaciamadrid); Depuradora EAR Butarque (Getafe).
  • No se han realizado comprobaciones complementarias que compensen las limitaciones de las mediciones periódicas: se realizan unas pocas horas cada tres meses o cada año; la variación de la cantidad de residuos a incinerar modifica la composición de las emisiones; este tipo de mediciones son las que se hacen de las sustancias mas peligrosas, como las cancerígenas. De modo que:
  • No se han hecho mediciones con equipos móviles, ni se han recogido muestras del suelo del entorno de la incineradora.
  • No se han solicitado informes del estado de salud de la poblaciones humanas próximas. Es más, cuando se solicitan planos de las poblaciones que pueden verse afectadas, la empresa informa de urbanizaciones en proyecto (PAU del Ensanche de Vallecas), pero no aparecen los barrios poblados desde mucho antes de la solicitud de autorización: Getafe (Perales del Rio), Madrid (Villa de Vallecas) y Rivas Vaciamadrid (Rivas Oeste) y tampoco las poblaciones que habitan la Cañada Real Galiana, que pasa al lado de la incineradora.
  • Que cuando se saca la solicitud a información publica, la empresa todavía no había entregado informaciones complementarias relevantes, que se le habían pedido.
  • Que se afirma que se ha realizado una evaluación de conjunto de la instalación para hacer la Autorización, pero que en parte alguna del expediente consta documento que informe de dicha evaluación y que la misma afirmación de que se ha realizado la evaluación no informa de la conclusión de dicha evaluación.
  • Que además no ha comparecido un técnico (que habíamos solicitado), que propuso la medición en continuo del Mercurio (que se hace de forma periódica y cuyos niveles de emisión superan los limites legales) y cuya propuesta de medición fue finalmente rechazada por las alegaciones de la empresa.
Se concluye en el recurso que: “es obvio que el procedimiento seguido para conceder la Autorización Ambiental Integrada fue insuficiente para garantizar que las emisiones que se fueran a producir no eran perjudiciales para la salud de las personas, y esta carencia, reflejada en la ausencia de un estudio riguroso, necesariamente tenía que ser conocido por el denunciado, por lo que la decisión de sobreseimiento provisional es errónea”.
 
Como consecuencia se pide a la Audiencia que levante el archivo provisional y se continúe con la instrucción, o que considere la existencia de indicios suficientes de responsabilidad criminal y acuerde la continuación del procedimiento.
 
Además se pide el expediente 4540/2004 del Juzgado de Instrucción Nº 35 de Madrid, de cuya documentación la fiscalía dice “que se desprende que la incineración de RSU [Residuos Sólidos Urbanos] no reutilizables ni reciclables, es ciertamente una actividad contaminante” y dice también la fiscalía que el archivo que solicitó era “sin perjuicio de las acciones civiles que para resarcimiento de daños y perjuicios derivados de responsabilidad extracontractual puedan asistir a los denunciantes respecto a los daños y perjuicios a su salud que objetivamente estén resultando del continuado funcionamiento de la actividad de tratamiento integral de residuos que se hace en la planta de Valdemingómez”.
 
Rivas Vaciamadrid, a 8 de febrero de 2017
 
Javier Navascués
Portavoz de las firmantes de la denuncia